Navigation

Tag archives for:

alimentación

Nutrición Antiedad

¿Sabías que actualmente la probabilidad de vida de una persona según los científicos podría ser de 120 años? Suena más que tentador si lo que buscas es la longevidad.

Lo cierto es que se ha comprobado que un ser humano puede llegar a esa edad y conservar una condición de salud que le permita gozar de sus aptitudes con un nivel de bienestar más que aceptable. Sin ir más lejos, el promedio de vida de un hombre, gracias a los avances médicos, está alrededor de los 75 años.

Tal vez no te interese llegar a experimentar hasta esa momento, pero si te gustaría verte llena de vitalidad y sentirte joven el mayor tiempo posible, lo cual es factible.

Sin oxidarse
Todo enfoca a lo básico: el detener el agente que acelera el envejecimiento prematuro y que es un factor común de nuestra sociedad contemporánea desde hace algunos lustros y que, con cambios sencillos en nuestros hábitos, se puede controlar. Se trata del estrés oxidativo que se produce bajo las condiciones de vida actual: malos hábitos alimenticios, contaminación y estrés.

Lo anterior hace que se desencadene un desequilibrio en el proceso normal de oxidación que se da en nuestro organismo (ya que nuestras células requieren oxigeno para metabolizar la energía que tomamos de los alimentos). El problema empieza cuando el “equilibrio” natural se pierde y nos “oxidamos” más rápido. Ahí es donde envejecemos aceleradamente y como consecuencia, perdemos salud y belleza.

¿Recuerdas cuando nuestros padres nos impedían levantarnos de la mesa si no comíamos las verduras y frutas? Pues tenían razón; en ellas existe la mejor fuente de antioxidantes que ayudan a mantener un balance en esa lucha contra los radicales libres.

Aliados de juventud
Las vitaminas óptimas para librar esta batalla celular son los betacarotenos (los precursores de la vitamina A), la E, la C además de los minerales zinc y selenio.

Si por falta tiempo no puedes hacer una comida con verduras y frutas, recurre a tomar suplementos alimenticios que, aunque no sustituyen a las primeras, se han convertido en una opción factible para la ingesta diaria requerida por nuestro organismo.

Aunado a las vitaminas se puede tomar la coenzima Q 10 y el glutation, con ello, el equilibrio natural en el metabolismo se restablecerá y se retardará el envejecimiento prematuro.